Equipamiento en verano: tan importante como en invierno

Comentarios Consejos Xenasegur

El calor no debe ser una excusa a la hora de montar en moto o scooter. En el mercado, encontrarás un buen número de prendas y accesorios especialmente concebidos para enfrentar las altas temperaturas, sin descuidar la seguridad.

Desde Xenasegur, especialistas en seguros de moto y quad para corredores y mediadores, te recordamos la importancia de circular con el equipamiento en verano más adecuado, aunque se trate de los meses más calurosos del año. ¡Las medidas de seguridad vial siguen vigentes con el sol, moteros!

Afortunadamente, parece que atrás quedaron los tiempos en que, en verano, se montaba en moto con camiseta de tirantes, pantalón corto y ¡el casco en el codo! Y es que, ya sea en motocicleta o scooter, y en plena época estival, no se deben descuidar nuestra vestimenta y elementos de protección.

Casco recomendable para verano.

El casco, fundamental

Conviene recordar que el uso del casco es obligatorio y, no menos importante, que muchos accidentes mortales de motoristas se producen por lesiones cerebrales.

De cara a los meses más calurosos del año, un casco integral (cerrado) puede resultar “agobiante”, aunque cada vez disponen de mejores sistemas de ventilación.

Otra opción interesante la representan los modelos de tipo “jet” (abiertos), especialmente indicados para circular por ciudad. Sin duda, son “fresquitos” y prácticos, pero dejan descubierta la zona de la barbilla.

Sin duda, los cascos más idóneos por su condición de “todo en uno” son los modulares, con mentonera abatible. Aúnan la protección de un modelo integral y la frescura de un “jet”.

En cualquier caso, antes de realizar la compra, asegúrate de que el casco está homologado, es de tu talla y te sientes cómodo con él. Por cierto, en los establecimientos de tipo “outlet”, encontrarás unidades a muy buen precio, así que, en este caso, el dinero no es excusa para invertir en tu seguridad.

Y ya puestos, una vez adquirido el casco, procura que su pantalla esté siempre limpia.

 

Los guantes, tus “otras” manos

Si eres de los que piensan que los guantes son para protegerse del frío o de la lluvia, te equivocas. En cualquier época del año, una caída puede provocarte una abrasión o una lesión más grave en las manos.

Como sucede con el resto del equipamiento, hay modelos para las distintas estaciones y diferentes tipos de moto. Para estos meses de calor, los encontrarás con soluciones que aseguran la ventilación; por ejemplo, microfibra elástica. Y, cómo no, protecciones y acolchados en las zonas de nudillos, palma, etc.

Al igual que el casco, los guantes han de ser de tu talla y cómodos para que el tacto con los mandos de tu moto o scooter sea el mejor posible. En cuanto al precio, encontrarás modelos con protecciones homologadas muy asequibles.

 

Chaqueta, tu segunda “piel”

Obviamente, las camisas de manga corta, como las bicicletas, son para el verano. Pero para montar en moto y ante una caída, no sirven.

La chaqueta ya ha dejado de ser esa prenda incómoda y calurosa. Ahora tienes modelos con, por ejemplo, amplios paneles de malla de alta densidad que optimizan la ventilación.

Además, no les faltan protecciones rígidas en las zonas de codos y hombros (también pueden incorporar un protector de espalda), así como ajustes y bolsillos que las convierten en cómodas y prácticas. A todo ello, suman diseños atractivos que permiten utilizarlas como un complemento más una vez aparcada la motocicleta o el scooter.

 

Pantalones para todos los gustos

¿Y qué decir de las piernas? Pues lo mismo. El short o la falda son muy veraniegos, claro, pero proteger, lo que se dice proteger, no lo consiguen.

Quizás los pantalones sean la prenda motera menos cómoda para diario, pero su utilización ha de tenerse en cuenta, sobre todo si se va a realizar un recorrido interurbano o un viaje por carretera. Como las chaquetas, encontrarás modelos con tejidos perforados que optimizan la circulación del aire y dotados de las protecciones suficientes.

Ah, también los hay que “escapan” del diseño motero y se presentan como un clásico vaquero, pero, eso sí, con unos elevados estándares de seguridad.

Botas de moto para verano.

Y, por último, el calzado

Una de las estampas típicas del verano es la del “playero”, montado en su ciclomotor y equipado con unas chanclas que dejan al descubierto sus pies. ¡Qué menos que unas zapatillas de lona cerradas!

Para un uso más frecuente de la moto o el scooter, lo suyo en esta temporada son unas botas de caña corta. Protegen hasta la zona del tobillo, son más cómodas que los modelos invernales y, claro que sí, cuentan con perforaciones para que el pie no acabe siendo un “cocedero”. También poseen zonas reforzadas para accionar el freno o el cambio.

Y, si un día decides optar por otro tipo de calzado, procura que te proteja lo más posible y evita utilizar zapatillas con cordones.

Como vemos, existe equipamiento específico para el verano que, en conjunto o por separado, no requiere un gran desembolso económico. Así, pues, también en la época estival, ¡circula con seguridad!

 

También te puede interesar:

¿Deberían ser obligatorios otros complementos de motos además del casco?

Cómo prevenir las molestias y lesiones derivadas del uso de la moto

2 Responses to Equipamiento en verano: tan importante como en invierno

  1. […] Equipamiento en verano: tan importante como en invierno […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *